Mi Café con Dios

Mi Café con Dios
www.VictorCastillo.com

viernes, 15 de septiembre de 2017

Tu decides

*Septiembre 15, 2017*

*Cuatro Decisiones que Determinan tu Destino*
Por Rick Warren.

¿Qué decisión necesitas tomar? Te pido que hagas algo grande con tu vida por el amor de Jesús. No malgastes tu vida. No vivas en la mediocridad. ¡No sólo existas! Toma las decisiones que determinen tu destino.

Hay cuatro decisiones que cada persona tiene que tomar que cambian la vida:

*1. Comprometer tu vida a Cristo y ser parte de su familia.*
Si no lo has hecho, ¿qué estás esperando? No decidir es decidir.

*2. Comprometerte con los hábitos que te ayudarán a crecer espiritualmente.*
No seas un creyente despreocupado, tibio y superficial. Ve para adelante. Se todo lo que Dios quiere que seas.

*3. Utilizar tus talentos, dones, habilidades y experiencias para servir a Dios y a los demás.*
Si has estado sentado en el banquillo, es hora de entrar en el juego.

*4. Compartir de Jesucristo con los demás.*
Una vez que conozcas las Buenas Noticias, debes convertirte en un mensajero para que otros también las oigan.

_“La gente que no es confiable ni capaz de tomar buenas decisiones no recibirá nada del Señor.”_ 
Santiago 1:7-8 (TLA).

¡La decisión es tuya!

*Reflexiona sobre esto:*

1. ¿Por qué crees que Dios nos deja tomar decisiones sobre nuestro destino?

2. ¿De qué manera la indecisión o la postergación te impidieron hacer algo grande para Dios?

3. ¿Qué decisión te está pidiendo Dios que hagas hoy? ¿Cómo responderás?

4. Si no tienes esa relación con Cristo, ¿podrías hacer esta oración?

Di: "Querido Jesucristo, no entiendo todo, pero hay un vacío en mi corazón que me doy cuenta que solo tú puedes llenar. Me doy cuenta de que fui hecho para ser amado por ti y para tener una relación contigo. Te pido que perdones mis pecados. Hoy quiero cruzar la línea y aceptarte como mi Señor y Salvador. Te pido que entres en mi vida y mi corazón y reemplaza mi soledad y mi dolor con tu amor. Quiero ser parte de tu familia, la Iglesia.”

martes, 29 de agosto de 2017

Cuando pides perdón Dios se acerca a ti

*Agosto 29, 2017*

*¿Corazón Quebrantado? El Señor está Cerca*
Por Rick Warren.

Todos hemos tenido el corazón quebrantado de alguna manera. Tal vez por decepción, temor, vergüenza, rechazo, o hacer el ridículo. Yo te diría, como amigo, lo siento. Realmente lo siento. Me importa el dolor por el que has pasado, porque a Dios le importa. Él se duele contigo. ¿Qué hacía Dios mientras tú llorabas? Él lloraba también.

De hecho, en tu dolor Dios está más cerca de ti, aún cuando te des cuenta o no.

David expresa en el Salmo 34:18, _"El Señor está cerca de los que tienen quebrantado el corazón."_ (NTV). ¿Cómo hace eso? Él nos ha salvado dándonos un trasplante de corazón. Es su especialidad, de hecho.

Dios dice, “Para un corazón culpable, te daré un corazón que ha sido perdonado. Para un corazón resentido, te daré un corazón lleno de paz. Para un corazón ansioso, te daré un corazón que confía. Para un corazón solitario, te daré un corazón lleno de amor. Para el corazón que ha estado amargado y enojado, en vez de eso te daré un corazón perdonador, amoroso y generoso. Déjame hacerte un trasplante de corazón, Te pondré en libertad.”

¿Por qué necesitamos libertad? Porque todos somos esclavos. Somos esclavos de las expectativas de otras personas. Somos esclavos de recuerdos del pasado. Somos esclavos de temores futuros. Somos esclavos de presiones presentes. Somos esclavos de las opiniones de la sociedad, y así podemos seguir y seguir.

Pero todo lo que tienes que hacer es abrirle tu corazón a Jesucristo y darle el cien por ciento de tu corazón. Di, como David en el salmo 119:32, _"Corro por el camino de tus mandamientos, porque has ampliado mi modo de pensar."_ (NVI).

¡Debemos dejar de limitar a Dios! No podemos ni siquiera imaginar lo mucho que quiere hacer en nuestras vidas. Ábrele tu corazón, y permite que lo trasplante por el tuyo.

*Reflexiona sobre esto:*

1. ¿Cuándo te has sentido más cerca de Dios?

2. ¿Qué circunstancias prevalecían en esos tiempos?

3. ¿De qué formas has estado limitando a Dios? ¿Cuál ha sido el efecto?

lunes, 28 de agosto de 2017

Los milagros

Recuerda que los milagros, no solo se piden y no solo debes esperarlos, los milagros se provocan.

Se provocan hasta que suceden y Dios se glorifica en tu vida.

Se provoca con oración, ayuno, adoración, amor, entregando nuestras debilidades y confesando que queremos más comunión diaria con Dios.

www.VictorCastillo.com

martes, 9 de mayo de 2017

¿Estás desanimado?

*Mayo 9, 2017*

*Dios te Eligió hace Mucho Tiempo*
Por Rick Warren.

Vendrá el desánimo; siempre sucede. Tal vez te sientas desanimado a causa de una relación tensa, una carrera estancada o una salud deteriorada.

Cuando llega el desánimo, puedes estar seguro de descansar sobre una cosa: Dios te eligió para que seas parte de su familia. Mucho antes de que tú eligieras a Dios, ¡Él te escogió!

La Biblia dice en 1 Pedro 1:2a, _“De acuerdo con su plan, Dios el Padre decidió elegirlos a ustedes, para que fueran su pueblo.”_ (TLA).

Dios no te escogió debido a algo que hayas hecho. Todo es debido a quien es Él. No importa que tan bueno seas, que tan inteligente o espiritual seas. Dios te salvó porque te ama.

Y esas son las buenas noticias, ¡realmente buenas noticias! Esas son las buenas noticias  sobre las que toda tu vida debe ser construida.

No hay nada que podamos hacer para ganar nuestro lugar en la familia de Dios, pero podemos descansar en la verdad de que nunca perderemos nuestro lugar en su familia. En 1 Pedro 1:3b leemos, _“esto lo ha hecho Dios por su gran amor hacia nosotros y por el poder que mostró cuando resucitó a Jesucristo de entre los muertos.”_ (TLA).

Tu lugar en la mesa de Dios está basado en su misericordia, no en tu desempeño. No lo merecías antes y no lo mereces ahora. El creador del universo dice: “Yo quiero que seas parte de mi familia”.

*Reflexiona sobre esto:*

1. El saber que tienes un lugar seguro en la familia de Dios, ¿Cómo cambia tu perspectiva de la vida?

2. ¿Qué te ayudaría hoy a descansar en la seguridad del amor y la aceptación de Dios?

viernes, 24 de marzo de 2017

Accede al poder ilimitado


ACCEDE AL PODER ILIMITADO
(El Rey Jesus Miami)

Dios, en el principio, creó los cielos y la tierra.
—Génesis 1:1
La raíz latina de creación es literalmente "dar a luz". Por el poder de sus pensamientos y palabras, Dios "dio a luz" en el mundo físico lo que ya había en Él.
Así que en vez de pensar en el proceso de creación como hacer algo de la nada, para nuestro beneficio deberíamos pensarlo como acceder a la fuente de ilimitado poder en la esfera espiritual para dar a luz lo que imaginamos posible. Dios puso el universo en movimiento cambiando su intención, centrando sus pensamientos y aprovechando sus palabras. Aunque en menor alcance, nosotros creamos nuestro universo personal de la misma manera.
Padre, gracias por llenarme con tu Espíritu y permitirme sentir hoy tu presencia. Declaro que mi alma está llena de gozo y de paz y mi corazón está lleno con coraje. La luz de tu Palabra ilumina mi camino. Decreto y declaro que tus planes y propósitos prevalecerán en mi vida. Mis mejores días, los más bendecidos, están aún por llegar. Mi futuro no está definido por mi pasado. Comenzaste algo nuevo en mí. Estoy siendo transformado por la renovación de mi mente. En el nombre de Jesús, amén.

domingo, 5 de febrero de 2017

Siguiendo a Jesús

Devocional para la intimidad con Dios.

Sumérgete en una relación directa con Jesús a través de música instrumental e imágenes que te llevarán a un nuevo nivel.

Haz tu propia oración, alineada a su voluntad, vive los principios del Reino de Dios y prepárate para vivir en el río de agua viva del Espíritu Santo, lleno de las bendiciones de Dios hoy mismo en tu vida.

YouTube.com/vcastillotv

www.victorcastillo.com ----------------------------------------------- Instagram, Twitter, Facebook @vcastillotv

domingo, 25 de diciembre de 2016

Janucá de George Washington

Janucá de George Washington

(Historia Verdadera, por pocos conocida)



Durante La Guerra de Independencia de los EEUU:
Solomon tenía frío, pero su mente no estaba concentrada en el crudo invierno de Filadelfia, ni siquiera en la batalla del día siguiente que era la final.

Todo su ser estaba ocupado en encender las velas de Janucá sin llamar la atención de nadie. Esperó a que todos se durmieran en el campamento de las fuerzas que peleaban por la independencia de los Estados Unidos. Cuando pensó que ya nadie lo observaba procedió a comenzar el rito.

“Es posible que este sea mi último Janucá” Somos muchos menos en número de hombres que los ingleses, casi no tenemos armas, pero el General Washington es un gran hombre. Peleamos por una causa justa: la libertad. Esa libertad que jamás tuve en Europa, donde nos humillaban por ser judíos, donde nos perseguían.
Todo esto pensaba el soldado Solomon mientras encendía la vela. En ese instante sólo pudo murmurar: “Gracias Di-s” “¡Gracias por todo!” mientras recitaba las bendiciones bajo el claro y silencioso cielo de Pensylvania.

Pero de pronto, algo lo trajo a la realidad. Había una persona parada a su lado.
“¿Qué es esto? ¿Qué estás haciendo, estás loco? ¿Eres un espía?”
Quien le gritaba no era otro que el Comandante General del Ejército Revolucionario, el General Washington en persona!

“No, no mi general!”, murmuró, “¡Di-s no lo permita! Soy un judío observante. Creo en Di-s y este es uno de los Preceptos que nos ordenó. No soy un espía, mi general”

“¿Qué tipo de precepto es ese?” preguntó el general.

“Hace aproximadamente 2000 años, nosotros los judíos estábamos luchando una guerra muy parecida a esta” dijo Solomon, sintiéndose inspirado. El general lo miraba profundamente a los ojos.

El soldado judío se irguió y le devolvió la mirada. “General, los judíos ganaron esa guerra porque luchaban por la verdad. Luchaban por la libertad. Eran menos en número, muchos menos que nosotros ahora. En una proporción de 1 a 100, pero ganaron porque creían en una causa justa y Di-s los ayudó”

  “¡Y mañana triunfará también usted, señor general!... Di-s nos ayudará de la misma forma en que nos ayudó en ese momento!”

El general estaba en silencio, lo miraba y examinaba incrédulamente, luego de un instante dijo: “Tú eres un judío. ¡Eres de la nación de los profetas! ¡Tomaré tus palabras como si hubieran sido pronunciadas por Di-s mismo!” El general estrechó la mano de Solomon, lo saludó cálidamente y continuó con su recorrido.
Lo que sucedió al día siguiente, ahora ya es parte de la historia: las fuerzas del general Washington vencieron a las fuerzas británicas, lo que probó ser el comienzo de la victoria y finalmente la independencia de los Estados Unidos de Norteamérica de Inglaterra. Y el General Washington se convirtió en el primer presidente de los Estados Unidos.

Pero lo que no es tan conocido es que el señor Solomon sobrevivió a la guerra y retornó a su hogar en Boston.
Al año siguiente de la batalla, otra vez en la festividad de Januca, Solomon estaba en su casa con su familia observando las velas de la festividad que brillaban junto a la ventana.
En ese momento, se escuchó que golpeaban a la puerta. Se levantó, abrió la puerta y quedó petrificado al ver que allí estaba un grupo de unos diez oficiales del ejército junto al primer presidente de los Estados Unidos, el general George Washington, en persona!
Los hizo pasar y el presidente pidió la palabra. “Veo que sigue fiel a las tradiciones de su Pueblo... Feliz... Januca si mal no recuerdo el nombre de la Fiesta...
Bueno, pero no se asuste Sr. Solomon. Estamos aquí por un presente que quise traerle en persona”
Uno de los oficiales dio un paso al frente y sacó un pequeño estuche de terciopelo de su bolsillo. El señor Solomon no salía de su sorpresa. Tomó lentamente la cajita, la abrió y encontró allí una medalla de oro. Al tenerla en sus manos vio que estaba grabada sobre ella la imagen de la Menorá, junto a las palabras: “Con admiración, George Washington”.

“Señor Solomon, usted desconoce lo que hizo en Filadelfia hace justo un año” dijo el presidente. “Yo no podía dormir esa noche, pues creía que no teníamos chance de ganar.
Había pensado que era mejor rendirnos. Carecíamos de munición suficiente, teníamos un reducido número de soldados y la comida era insuficiente. Cuando vi a los muchachos durmiendo a la intemperie, con el frío intenso azotándolos, pensé que nada podíamos hacer…
Sentí al escucharlo aquella noche que estábamos del lado correcto. Que nuestra causa era justa. Por eso vine a agradecerle y condecorarlo.
Y a decirle que esta noche también es mi fiesta. Para mi Januca quiere decir luz de esperanza.
Para mí januca quiere decir: Libertad!
                              ****************************
La medalla entregada por Washington al soldado Solomon aún existe como testimonio de la fuerza de Janucá en el museo de historia judía de new york.
Jag Januca Sameaj. (Feliz fiesta de Janucá)